La Unidad de Cribado del Cáncer (UCC) se dedica a la implementación, gestión y evaluación de programas de cribado de base poblacional.


Quiénes somos

Somos un equipo pluridisciplinar de profesionales del ICO que nos dedicamos a la organización y gestión de los programas de Cribado que están en marcha y a la investigación evaluativa y a la búsqueda de nuevas estrategias de cribado.

Aunque no dependen directamente de nuestra unidad, colaboran con nosotros profesionales procedentes de otras instituciones  como radiólogos, técnicos de radiología, gastroenterólogos, enfermeras, profesionales de atención primaria y farmacéuticos.

Objetivo

  • Detectar tumores incipientes entre la población con el fin de reducir la mortalidad por cáncer
  • Tumores cuyo pronóstico pueda mejorar con estrategias de detección precoz

Tipos de cáncer a los que nos enfrentamos

Además, contamos con profesionales que se dedican principalmente a la investigación evaluativa y a la búsqueda de nuevas estrategias de cribado.

Aunque no dependen funcionalmente de nuestra Unidad, colaboran con nosotros profesionales procedentes de otras instituciones como radiólogos, técnicos de radiología, gastroenterólogos, enfermeras, profesionales de atención primaria y farmacéuticos.

Líneas de investigación

  • El estudio de las barreras y facilitadores de la adhesión a los programas de cribado.
  • La cuantificación de los efectos adversos para poder ofrecer información balanceada de los beneficios y riesgos del cribado de cáncer
  • La variabilidad de resultados entre los centros donde se realiza el cribado.
  • Elaborar y ofrecer herramientas de decisión compartida que tengan en cuenta riesgos y beneficios para que el paciente disponga de todo el conocimiento necesario en la toma de decisión.
  • Aplicación y uso de las nuevas tecnologías de la comunicación para la mejora del servicio en aspectos de comunicación de información clínica, citación de pacientes y ecología.

¿Qué hitos ha logrado la unidad?

  • Asesoramiento sobre cribado en otros países e instituciones.
  • Liderazgo del desarrollo del software de apoyo a los programas de prevención y la aplicación de las nuevas tecnologías a la comunicación con la población diana.
  • Convertirnos en unidad docente para dar formación continuada y facilitar la acreditación de profesionales que trabajan en los programas de cribado.

Retos de futuro

  • Investigación de nuevas estrategias de detección precoz que puedan beneficiar al pronóstico de otros tipos de cáncer, como el cáncer de pulmón. En este caso, nos planteamos un abordaje de la prevención basada en la combinación de prevención primaria y secundaria en diferentes etapas de la vida.
  • Explorar métodos de personalización de riesgo con los que poder tomar decisiones basadas en el riesgo individual de cada caso y adoptar estrategias de cribado personalizadas.

“Nuestro compromiso es reducir el impacto del cáncer facilitando el diagnóstico temprano de la enfermedad. Por lo tanto, debemos garantizar la accesibilidad a las pruebas, la continuidad y la calidad de todo el proceso.”

Carmen Vidal Lancis – Jefa de Unidad


ÚLTIMAS NOTICIAS